Pequeño, pero arrasador

Nueva serie i.Comp 3 con un caudal de hasta 160 l/min y una presión de hasta 11 bar.

Cien años de experiencia se concentran en este novedoso y manejable compresor compacto para talleres.
El cuidado que ponemos en la producción de los bloques compresores y en el montaje de las estaciones se trasluce también en el benjamín de la familia KAESER, un sistema que hace gala de la legendaria calidad e innovación de la empresa.

Todos los compresores i.Comp funcionan con un bloque compresor KAESER «Hecho en Alemania». Los bloques compresores se fabrican en la planta que KAESER tiene en Coburg, donde también se montan y se ponen a prueba las unidades completas. Los materiales de primera calidad y el cuidadoso montaje garantizan un alto rendimiento volumétrico y una larga vida útil, mientras que los sellos LwA y CE certifican que los i.Comp cumplen todas las normativas legales.

La suma de posibilidades es lo que marca la diferencia

Kaeser iComp

Gracias al uso de un motor de velocidad variable, el i.Comp 3 reúne varias ventajas. Por ejemplo, suministra la cantidad justa de aire comprimido que el usuario necesita para hacer su trabajo, y con una presión constante de 11 bar. Incluso con una longitud máxima de cable de 150 m, el compresor cumple su función de manera confiable y sin problemas, lo que lo convierte en el compañero perfecto en cualquier obra. Y como gracias al motor de velocidad variable no necesita un tanque de aire comprimido, el i.Comp 3 es más ligero y compacto: con tan solo 25 kg de peso y una carcasa ergonómica, puede transportarse fácilmente y trasladarse a cualquier lugar. Este compresor también está disponible en una versión móvil con robustas ruedas todoterreno. Además, se puede transportar hasta la obra en posición horizontal, lo que ahorra espacio.

El compresor del i.Comp 3 no contiene aceite. Esto minimiza el mantenimiento, ya que no es necesario comprobar el nivel de aceite, rellenarlo ni cambiarlo cada año. Y por si esto fuera poco, no entra aceite en el aire comprimido, por lo que tampoco se forma condensado contaminado con aceite, lo que supondría un gasto adicional al tener que eliminarlo. El condensado sin aceite generado se evapora automáticamente sin dejar residuos utilizando una solución innovadora. En el i.Comp 3, el aire que se va a comprimir se aspira a través de la corona del pistón. Algunas de las ventajas de este truco de diseño son la mejora significativa de la eficiencia y una larga vida útil.

Kaeser iComp
Kaeser iComp

Controlador i.Comp Control

El i.Comp Control se ha desarrollado expresamente para este tipo de compresores para talleres. El controlador detecta la señal de presión real en el volumen de regulación integrado y ajusta exactamente la velocidad del motor a la presión nominal, que puede regularse fácil y cómodamente con precisión en el panel de control mediante teclas de flecha. Los trabajos de mantenimiento pendientes se advierten con el indicador correspondiente. Gracias al uso de símbolos claros, el i.Comp Control es intuitivo y fácil de usar.

Kaeser iComp

Kaeser iComp

Fotos fuente Kaeser Kompressoren.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *