Control total para una eficiencia máxima

El proveedor de la industria del automóvil Walter Söhner reduce sus costos de energía. La empresa Walter Söhner GmbH & Co. KG Germany diseña y fabrica grupos constructivos de alta complejidad de plástico y metal para la industria del automóvil, de la electricidad, de los electrodomésticos y de ingeniería médica. En su central de Schwaigern trabajan 700 empleados, y en total son 1.200 las personas que tiene empleadas el grupo Soehner en Alemania y el extranjero. Este líder tecnológico se enfrenta a la presión generalizada de los costos con un controlador maestro SIGMA AIR MANAGER 4.0 de KAESER, que le permite conseguir un ahorro significativo.

Se trata de una empresa de servicios de producción y diseño con fábricas propias y sede central en Schwaigern (Baden- Württemberg) que está especializada actualmente en la fabricación de piezas estampadas, piezas de varios componentes y piezas compuestas (conexiones de plástico y metal) de alta calidad y precisión y diseñadas acorde a las especificaciones de sus clientes, así como complejos componentes híbridos y grupos constructivos que se manufacturan con la ayuda de instalaciones altamente automatizadas. Desde junio de 2021, el grupo Soehner pertenece al grupo iwis, especializado a su vez en sistemas operativos de control basados en cadenas de precisión y en ingeniería de conexiones y contactos.

Al integrar al grupo Soehner, iwis pretende adquirir nuevas competencias de fabricación y conocimientos de ingeniería en el campo de componentes híbridos y grupos constructivos complejos y expandir esta importante área de negocio a nivel nacional e internacional, concentrándose en sistemas mecatrónicos.

“El controlador maestro y la integración en redes de los sistemas de aire comprimido han supuesto grandes ventajas económicas.”
Marc Gahse (Técnico responsable de gestión de energía)

Los centros de producción necesitan aire comprimido

En la sede central de Schwaigern, la superficie de producción es de 15.000 m². El equipamiento incluye 146 máquinas inyectoras y 148 sistemas de automatización. Al visitar la fábrica, se oye un fondo ajetreado de silbidos, pitidos y apisonamientos en todos los centros de producción. Y aunque pudiera parecerlo, no son manos de fantasmas las que mueven allí cilindros, pinzas, cucharas y tornos: la mano que todo lo mueve es el aire comprimido. Para alimentar el gran número de centros de producción se necesita un caudal de aire comprimido entre 40 y 45 m³/min. Söhner cuenta en su central de Schwaigern con diez compresores de tornillo KAESER, que hasta hace un año estaban repartidos en distintas estaciones y alimentaban varias redes de aire comprimido. “La situación es el resultado de muchos años de crecimiento. Fuimos comprando más y más compresores y los íbamos emplazando cerca de los centros de producción que correspondieran”, nos cuenta Marc Gahse (técnico responsable de la gestión de energía). Él y su colega Peter Schröter-Theiss (director de domótica) llevan muchos años en estrecho contacto con el distribuidor KAESER de su región y con el servicio exterior de KAESER. El último concepto de ampliación y mejora del año 2019 tenía como objetivo reunir las distintas estaciones de aire comprimido en una sola, pero sin tener que desplazar las máquinas ni hacer obras de remodelación. En un primer paso se conectaron las cuatro estaciones existentes por medio de una red de tuberías (400 m). El segundo paso consistió en instalar un controlador maestro SIGMA AIR MANAGER 4.0 para que todos los compresores pudieran trabajar juntos en sinergia a pesar de estar separados físicamente. Este objetivo es posible gracias a la conexión de todos los sistemas a la potente red SIGMA NETWORK por medio de Ethernet. El controlador garantiza que no se vuelvan a producir fases de marcha en vacío ni intervalos de conmutación y regulación como los vividos hasta entonces, que se traducían en altos costos.

KAESER Sigma Air Manager 4.0

Una de las claves para ahorrar energía
es el controlador maestro SIGMA AIR MANAGER 4.0.

Otra ventaja es que todos los intervalos de mantenimiento de los elementos de las estaciones pueden preverse y planificarse con precisión, con lo que se evitan paradas innecesarias de la producción. De esta manera quedan garantizadas en todo momento la seguridad de los procesos, la estabilidad de la presión y la redundancia de los sistemas, puntos fundamentales para este proveedor de la industria del automóvil.

La central de Schwaigern cuenta con 15.000 m² de superficie de producción.

El tercer paso del proyecto de optimización fue la adquisición de un compresor de tornillo KAESER DSD 175 SFC con velocidad variable, que se encarga desde entonces de cubrir las puntas de consumo y evita las velocidades excesivas, contribuyendo así al ahorro energético.

Este proyecto en tres pasos se realizó hace algo más de un año, y los números demuestran actualmente que los cálculos previos no habían prometido demasiado: en 2020, la empresa redujo su gasto de energía en aprox. 252.000 kWh, que significan un ahorro anual de unos 40.000 USD. Y es posible que estos resultados incluso mejoren en los años venideros: los compresores y las tuberías están preparados para hacer uso posteriormente de la recuperación del calor, que permite recuperar hasta un 96% de la energía absorbida por los compresores de tornillo para usarla, por ejemplo, para calefacción. En este momento aún se está trabajando para poner en marcha el sistema de recuperación del calor. Los resultados mostrarán que los excelentes valores actuales pueden volver a superarse.

Sala de aire comprimido con equipos KAESER

La estación está preparada desde ya para un uso posterior de la recuperación del calor, lo cual supone un gran ahorro de energía adicional.

Fotos fuente Walter Söhner, Kaeser Kompressoren

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *